Entradas

Mostrando entradas de noviembre 19, 2017

ALIMENTACIÓN EMOCIONAL

Imagen
LA ALIMENTACIÓN EMOCIONAL
La alimentación emocional, a lo que la mayoría de las personas le denomina comer por ansiedad o estrés, aunque también puede estar desencadenado por otros estados emocionales como la tristeza y depresión, implica recurrir a los alimentos para sentirse mejor. Significa que no sentimos un hambre física sino que comemos para satisfacer las necesidades emocionales.
Aunque no siempre nos damos cuenta, caemos en la alimentación emocional cuando hemos tenido un día estresante, cuando estamos aburridos o nos sentimos deprimidos y decidimos comernos pequeños caprichos que son refugios a los que recurrimos cuando necesitamos cierto consuelo emocional.
El hambre emocional no se puede saciar con comida. Comer puede hacer que nos sintamos bien momentáneamente pero cuando terminemos, los sentimientos seguirán ahí, y lo que es aún peor, se añadirá la culpa por las calorías innecesarias que acabamos de consumir.
El hambre emocional se activa repentinamente. Nos golpea en un i…